Consagración de Javier Camarena

por Ricardo Rondón

El pasado mes de abril, el tenor Javier Camarena sustituyó a Juan Diego Flórez en el Metropolitan Opera de Nueva York para interpretar el papel del Príncipe Ramiro en La Cenerentola de Gioacchino Rossini. Al lado de un elenco estelar encabezado por nuestra favorita Joyce Di Donato como Angelina, Camarena metió freno de entusiasmo al auditorio que llenaba el inmenso teatro después de su aria: Si ritrovarla io giuro, en donde Ramiro sale en búsqueda de la dama misteriosa que lleva zapatillas de cristal. Cada personaje tiene una en su poder. Lo demás todos lo saben. Después de 70 años de prohibir “encores” en el Met, Fabio Luisi el director y alto mando de este recinto permitió a Camarena un bis porque el aplauso era tal que el público no cesaba de ovacionarlo. Esa noche no nació una estrella pues Javier Camarena ya lo era: acababa de cantar con éxito el Elvino de La Sonnambula de Bellini y ha triunfado en París, Zurich, Salzburgo, Viena y allí están las revistas especializadas y la prensa internacional que ratifican el éxito.


Javier Camarena Pozos nació el 26 de marzo de 1976 en Xalapa,Veracruz. A partir de 2004 inicio su actividad artística y ahora, 10 años después, se une a las filas de Juan Diego Flórez y Lawrence Brownlee como belcantista estrella del Met y buena falta que hacen. Camarena inició sus estudios de canto en Xalapa bajo la maestra Cecilia Perfecto. Obtuvo la licenciatura con honores de la Facultad de Música de la Universidad de Guanajuato con los maestros Hugo Barreiro, Eugenia Sutti y Edith Contreras. Ganó el Concurso Carlo Morelli en 2004, año en que cantó Tonio en La hija del regimiento en el Palacio de Bellas Artes. En 2005 ingresa al Opernstudio del Teatro de la Ópera de Zurich y actualmente es el tenor principal del repertorio italiano. Continúa sus estudios bajo la vigilancia y tutela de nuestro admirado amigo, el tenor Francisco Araiza. Su carrera en Europa se consolidó rápidamente y ahora ya es figura de primer rango. Por fortuna ha sido inteligente y precavido en la selección de repertorio. Es una voz de lírico clarísima. El timbre es radiante, lleno de sol y la extensión excelente. Canta con inmensa frescura, temperamento y entrega, y a la hora de dar rienda suelta a los agudos se regocija exhibiendo un terreno que pocos llevan en la garganta. Su “legato” es excelente y la firmeza de su emisión, admirable.


Urtext nos ha enviado el disco “Recitales” que cubre actuaciones de Camarena en Bellas Artes y en el Teatro Juárez de Guanajuato. Ambas pertenecen a 2012 y naturalmente fueron grabadas en vivo. El repertorio cubre Scarlatti, Bellini, Donizetti, Rossini, Gastaldon y Tosti. Termina sus actuaciones con canciones clásicas populares de Maria Grever, Jorge del Moral, José Alfredo Jiménez, Cardillo y Ponce. Aunque preferimos escucharlo en lo suyo, interpreta bien la selección popular. Camarena cuenta con el importante apoyo del pianista Ángel Rodríguez, quien por fortuna es un artista por sí mismo que cultiva los diversos géneros con maestría y entusiasmo. El sonido es más que aceptable y el oído pronto se acostumbra. La presentación de Urtext es ejemplar, con buenas notas e información. Nos dicen nuestros amigos que el CD se ha agotado pero hay que buscarlo porque marca el inicio de Camarena en nuestras discotecas y va a ocupar un lugar de honor. Camarena es un artista, tiene temperamento y arrojo y la voz es un instrumento privilegiado. Camarena actuará en la Sala Nezahualcóyotl el próximo 26 y 27 de julio dentro de la temporada de la Orquesta Sinfónica de Minería. El programa de arias es ideal: atractivo, lucidor y de calidad musical. Seguramente será uno de los eventos musicales del año. La orquesta tocará bajo la dirección del excelente músico José Arean. ¡Por allá nos veremos!



R. Rondon

Video: Javier Camarena: “Ah! mes amis. Pour mon ame”


Comentarios

Escucha música clásica en línea aquí