Toda la inteligencia y talento del mundo pueden crear una cantante. No se puede criar en cautiverio.

Willa Cather, 1915